martes, 20 de noviembre de 2007

"Te voy a decir por qué los mandé a comer mierda..."



La verdad nuestros "Padres de la Patria" son algo del otro mundo. A la muestra un botón, el galante y educado congresista VICENTE BLEL SAAD. Nuestro querido congresista Blel, es el reemplazo del Senador Dieb Malof, quien está preso en el caso de la Parapolítica. Ante los medios de comunicación (W radio y el Tiempo) el Señor Blel Saad, trata de explicar las sindicaciones que le hacen sobre la parapolítica y nos muestra su presteza para manejar el lenguaje y su altura para debatir lo público..... veámos pués:

¿Y cómo explica tantas sindicaciones?

A un montaje. ¿Por qué no me ha llamado E.U.? Parece que tengo el sabor para que me estén metiendo en líos. Una cosa es que me mencionen y otra que lo demuestren. Me quieren eliminar porque soy costeño, islámico, hijo de un inmigrante libanés y porque tuve una escala ascendente en la política. Y a lo mejor pensaron que podía ser presidenciable.

¿No le importa ir a la cárcel por su negativa a que lo indague un auxiliar?

Y es que la cárcel a quién ha matado. Lo que me importa es mi presunción de inocencia. Aquí no saben lo que es un árabe enardecido cuando se violan sus principios.

¿Cómo es?

Capaz de todo. ¿No los han visto meterse 100 kilos de dinamita y volarse?

Ud. sabe que los funcionarios están más expuestos a la crítica y no deben desbordarse como lo hizo usted en La W...

Te voy a decir por qué los mandé a comer mierda. Ese tipo (Félix de Bedout) no tiene autoridad moral. Me dicen: le vamos a hacer una pregunta. Pero ya un periodismo inquisitivo, no. Tú no has terminado una respuesta cuando ya te sampan otra pregunta y otra.

¿Se arrepiente de haber mandado a comer mierda a Félix de Bedout?

No. ¡No estoy arrepentido! El tipo es un inquisidor. En La W hacen un periodismo inquisitivo.

¿Cree que estuvo bien lo que hizo?

Sí, porque él me faltó al respeto. Yo le estoy dando una explicación jurídica cuando el tipo me está cuestionando. Es que todas las preguntas que hace él son con doble sentido y tratando de llevar a la gente como si fuera un juez (...) No voy a pasar la h.p vida que me estén jodiendo con la misma vaina. Y perdonen, así hablan los costeños.

Se imaginan a este man presidenciable?. será que así hablan los costeños?, será que tener en el país periodistas con tono inquisitivo es sufiente para mandarlos a comer mierda? será que nos tenemos que aguantar toda la H.P. vida a especímenes como este?, será que realmente este man tiene las agallas de amarrarse 100 kilos de dinamita y volarse?, no lo se, pero si lo hiciera nos haría un favor grandísimo.

Decía el Maestro Dario Echandia: "Este es un país de Cafres..."

Fuentes: Wradio, El Tiempo, Semana, Vote Bien.

5 comentarios:

madame web dijo...

jajajajajajajajajaja
para ser extremista se enecesita mas que ser un costeño exagerado...yo no creo q sea capaz ni de meterse un volador por el c....
jajajaja
Y bueno, presidenciable...de q pais..pq de aca..no creo

Túrin dijo...

Ese tipo es un condenado contrabandista, paraco y traqueto, todos en la costa lo saben, que pena que nos endilgue el "honor" de ser sus paisanos.... que decencia...

Mauricio Duque Arrubla dijo...

¿Y será que además tenemos que aguantar toda la vida a Félix de Bedout? Lo malo de que lo hayan mandado callar es quién lo hizo. Así pierde peso ese "¿Por qué no te callas?"

Pero alguien debió habérselo dicho hace tiempo, como al señor chavez

Oyente aburrida con Felix dijo...

Espero que no esten defendiendo a Felix que es irritante, insoportable y se cree con autoridad moral para cuestionar al mundo entero. Cada vez que hace una entrevista acosa tanto a los entrevistados que el mismo termina dando por respuesta lo que el piensa

vulturno dijo...

He visto programas de entrevistas en BBC y en medio serios gringos y algo que le da gran valía a un entrevistador es que no sea lambón y que sea inquisitivo (tal vez el contraband... eso, congresista, quería decir inquisitorial). Yo recuerdo cuando de Bedout era el tontohermoso de la bolivariana que presentaba noticias junto al viejito José Fernández Gómez, luego sus patéticos docudramas con Ximena Aulestia y debo reconocer que su actitud actual es de lo único rescatable del programa de julitonomecuelgue. Me recuerda cuando la Nacional era una Universidad crítica y no importaba que fuera el rey pepinito o un senador montándola de izquierdista, se trataba de un auditorio que disparaba preguntas incómodas y no comía entero. Infortunademente hoy no sale del aplauso, la rechifla y la consigna.